27 de septiembre de 2014

Curso de macarons en Viena Capellanes


Hace unos días asistí en Viena Capellanes a un curso de Macarons, es uno de los retos pendientes que tengo, lo he intentado veces, pero no consigo que me queden bien, por eso me animé a hacer este curso, pero antes de hablar de ello, me gustaría que conocieseis un poco más la historia de Viena Capellanes:

En 1871, el Dr. Martí, un médico de Valencia fue a la feria Universal de Viena en busca de ideas para establecer un nuevo negocio, y al final lo que se trajo fue la receta del pan vienés que utilizaba levadura, no como el español y obtuvo los derechos exclusivos durante diez años. La primera tienda se abrió en 1873, en la esquina de la calle La Misericordia con la calle Capellanes (ya que allí había una residencia de capellanes), hoy en día llamada Maestro Victoria. Poco a poco fue ampliando su repertorio conchocolate para diabéticos,  café,  y tarta Sacher. 

Después de llevar años de empresa familiar los dueños no tuvieron hijos y se lo dejaron al encargado Manuel Lence que tenía dos problemas básicos que afrontar: el aumento del precio de la harina y más competidores, y trajo a sus cinco hermanos vinieran a Madrid para ayudarle. Todos trabajaron duro y para el año 1919 ya tenían cinco hornos, seis panaderías, nueve tiendas, 264 empleados y sus productos se distribuían por todo Madrid en dos carros de mulas y dos coches. Una de las grande innovaciones de Manuel Lence fue el ofrecer servicios de catering y pronto se convirtió en proveedor de la Casa Real y grandes hoteles de Madrid, como el Ritz o el Palace. Hoy en día ya es la cuarta generación de la familia Lence que está al frente de la empresa, siempre persiguiendo productos de calidad y en constante evolución.(fuente: http://www.madridvillaycorte.es)


Dentro de esta variedad de servicios que ofrecen está la Escuela de Reposteria y Cocina de Viena Capellanes, además de aprender a hacer todo tipo de repostería, como bollería casera, tartas, pastelería dulce y salada, o galletas; también dan cursos de cocina en el que encontráis talleres de tapas, salsas, sushi, arroces, legumbres, e incluso algunos talleres para los más pequeños, solo tenéis que pasar por su página y ver la cantidad de cursos que podéis encontrar. Si queréis más información podéis entrar en su web


El curso de Macarons, estaba impartido por Francisco Somoza, Maestro Pastelero de Viena Capellanes. Al final te dan un dossier con las recetas, un delantal y un diploma acreditativo.


Hicimos dos tipos de macarons: Con merengue francés, y con merengue italiano.


Los cursos duran 3 horas y te enseñan el proceso de principio a fin. Os voy a resumir como hicimos el primero: el macaron con merengue francés:
Ingredientes: 180 gr harina de almendra, 180 gr de azúcar glas, 150 gr claras, 100 gr azúcar grano y 1 gr de sal.
Elaboración. En un robot mezclar el azúcar glas con la harina de almendra, reservar. Mezclar las claras con el azúcar en grano, echar la sal,  montar las claras en la batidora, tienen que llegar a pico de pato, ir añadiendo gradualmente la mezcla de harina y azúcar a las claras, seguir mezclando, a mano, hasta conseguir una textura lisa. Colocar en una manga una boquilla lisa y verter la mezcla, ir haciendo pequeños botones sobre un papel de horno o de silicona. Dejar reposar durante unos 30 minutos hasta que seque y no se pegue. Cocer en el horno a 145º 14 minutos.


Cuando los saquemos del horno esperamos que se enfríen un poco antes de rellenarlos. Podemos darles un poco de color añadiendo colorantes, éstos tienen que ser siempre hidrosolubles, es decir en polvo, ya que se disuelven mucho mejor. Los rellenos fueron: trufa negra, cítricos, menta y frambuesa. 


Si os apetecen un día macarons y no tenéis tiempo para hacerlos, ya sabéis que los podéis encontrar en Viena Capellanes,  están envasados en unas cajas muy cómodas de llevar, y son de distintos sabores:


Los cursos son en la calle Alcalá, 127 (Metro Principe de Vergara) Madrid, pero también os recomiendo visitar la  tienda de la calle Goya 37, que manteniene todavía el mismo aspecto exterior que en su día y el Café Viena, ubicado en la calle Luisa Fernanda 23.  

4 comentarios :

  1. Hola! qué ganas tenía de leer tu experiencia con el curso! ahora te toca practicar en casa, seguro que te van a quedar unos macarons de lujo! besis

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso espero, porque ahora ya no tengo ninguna excusa, ya te contaré.
      besos,

      Eliminar
  2. Qué maravilla poder asistir a un curso. Yo aprendí solita y me costó lo suyo, pero ahora me encanta el resultado. Precisamente hoy publiqué unos con un recetario en pdf. Besiños.

    ResponderEliminar
  3. Me ha encantado el post! para mí también es un reto pendiente. Este sábado voy a hacer un curso! ya veremos...
    Te quedaron muy bonitos. Un besazo

    ResponderEliminar

Gracias por comentar. Espero tus sugerencias

Blogging tips