18 de noviembre de 2015

Utensilios de cocina: cafetera


La cafetera es un recipiente utilizado para servir café. Antiguamente el café se mezclaba directamente con agua hirviendo. Los primeros aparatos aparecen desde principios del siglo XIX: En 1802, el farmacéutico francés, François Antoine Descroisilles, tuvo una genial idea. Unió dos recipientes metálicos y en medio, una chapa con agujeros a modo de colador. Introdujo agua y café molido en el recipiente metálico inferior y puso el invento en el fuego. Cuando el agua llegó a ebullición, subió al recipiente de arriba. Desde entonces múltiples modelos han surgido. En la actualidad existen diversos tipos de cafetera, cada uno con unas características, tanto técnicas como de diseño, y debemos elegir según los gustos y necesidades de cada uno. Os dejo un resumen:

Cafetera de goteo o filtro (1961)
La cafetera de filtro (de goteo o percolador) consiste en un depósito de agua que se calienta y se hace pasar a través del café molido que está depositado sobre un filtro de papel o de malla de aluminio o acero. El agua pasa lentamente a través del café medianamente molido, y cae gota a gota por gravedad hasta una jarra. Usualmente la jarra es de cristal y va sobre una base o placa eléctrica que lo mantiene caliente. Ideal para preparar varias tazas de café light o a la americana. Funciona con energía eléctrica. 
Es sencilla de usar, se puede dosificar la cantidad de café pues te permiten preparar la cantidad exacta que quieres y se venden en varios tamaños,y una vez encendida nos podemos desentender de ella. Es la manera mas sencilla y mas economica de hacerte un cafe. 

Cafetera express (1901)
La cafetera expreso, espresso o exprés hace pasar agua caliente, regularmente 90 °C a presión de 8-15 atmósferas durante 20 a 30 segundos por café molido muy fino, extrayendo su sabor y esencia. La preparación básica de esta cafetera es el café expreso. La máquina de café espresso nació a principios del siglo XX, gracias al ingeniero Luigi Bezzera, en Italia, de donde se expandió a toda Europa. Hoy en día existen diferentes categorías como la manual de palanca, hidráulicas y automáticas de erogación continua. Es muy común en restaurantes y cafés, aunque también se ha extendido últimamente al hogar. Usualmente constan de un portafiltro, filtro, boquilla para espumar la leche y lo más importante, la bomba de presión. La presión es la clave y determina la cremosidad del café. La preparación es rápida, menos de 2 minutos (de ahí su nombre expreso), y se obtiene un café aromático, con cuerpo y gran sabor. Funciona con energía eléctrica. 

Cafetera italiana (1933)
La cafetera italiana o moka consta de dos cuerpos que se enroscan por la parte central. En el depósito de abajo se coloca el agua; este mismo depósito tiene una especie de platito que va encima y en el cual se coloca el café. Se coloca sobre el fuego, y al calentarse el agua, esta sube pasando a través del café y se deposita en la parte superior de la cafetera. Normalmente son de aluminio o acero inoxidable. Se usa un café más bien fino regular. Es una manera cómoda, rápida y fácil de preparar café espresso. El café obtenido con la cafetera italiana es fuerte y con cuerpo. El tipo de café más adecuado para estas cafeteras es una mezcla de Arábica y Robusta, con molido fino. El café preparado con cafetera italiana debe consumirse recién hecho, hay que evitar que hierva. Funciona sobre los quemadores de la cocina o fuego moderado.

Cafeteras Monodosis
Las que más fama están adquiriendo últimamente son las cafeteras monodosis que usan una comoda capsula de cafe que insertas sencillamente a la maquina.Las Capsulas para cafeteras Monodosis llegan en una enorme gama de sabores y preparas cafes rapidos,sin reisiduos y tan solo tienes que vaciar la cafetera de capsulas cuando se llena. Es más caro pero ofrece una amplia gama de posibilidades.



Cafetera de émbolo (1850)
La cafetera de émbolo, de pistón, francesa o prensa francesa, permite preparar café en forma sencilla y manteniendo todos los aceites del café, haciéndolo muy suave y delicioso. Esta cafetera pese a que fue una invención italiana, fue popularizada por los franceses, de ahí su nombre. El café requiere ser molido con grano grande para que no traspase el filtro. La preparación es relativamente rápida y sencilla; sólo se vierte agua caliente sobre el café molido y se espera 4 minutos. Luego se comprime lentamente con la prensa o pistón. También sirve para preparar té u otras infusiones de hierbas.  La preparación del café en este tipo de cafeteras requiere el calentamiento previo del agua. Una vez en ebullición, se mezcla con el café y se deja reposar unos minutos. Después se baja el émbolo para filtrar el café. El resultado es un café sabroso y agradable al paladar, con un fino sedimento. El café se enfría muy rápido. Esta cafetera requiere usar un café con molido grueso.

Cafetera de puchero:
Es una de las formas más antiguas y tradicionales de preparar el café. Se utiliza un puchero de barro, hierro esmaltado, acero inoxidable o cualquier material que no transmita su propio sabor al café. Por cada taza se echa en el puchero un cazo de agua, más uno de propina. Cuando el agua hierve se retira del fuego, pasados tres minutos se echa el café. Tras tres minutos más de reposo, se sirve colándolo con una manga de fieltro. Requiere una cucharada de café molido grueso por taza.


Yo he tenido durante mucho tiempo las de goteo, y hace un tiempo me regalaron la de capsulas, pero mi preferida es la italiana electrica (como la que veis en portada), que mantiene el calor y es barato para mi que me gusta mucho el cafe intenso y lo tomo varias veces al día.

¿ cual es vuestra preferida??

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Gracias por comentar. Espero tus sugerencias

Blogging tips